Siete casas en Francia. Bernardo Atxaga

Siete casas en Francia. Bernardo AtxagaHace ya unos días que terminé la lectura de Siete casas en Francia, de Bernardo Atxaga. ¡¡Estoy lanzado!! 😀

Este libro ha sido mi segunda adquisición en Circulo de Lectores y como os comentaba la elección también ha estado basada exclusivamente en el autor del libro. Buscaba prosa de calidad y una historia sólida, esperaba que Bernardo Atxaga me las proporcionase. Las dudas se sostenían en el hecho de que éste es el primer libro en el que Bernardo Atxaga abandona Obaba, el país imaginario en el que se ambientaban sus anteriores obras y exploraba nuevas tierras y tiempos.

La historia se ambienta en una estación militar en el Congo Belga a principios del siglo XX y se construye alrededor, fundamentalmente, de Africa y de los oficiales que habitan la estación. Rivalidades, competencia, corrupción, violencia, explotación.

Me ha gustado. Es una novela sólida, bien escrita, bien hilada. Los personajes son de cuerpo entero, sin fisuras, muy reales. Una lectura realmente entretenida.

Puestos a buscarle las cosquillas opino que la trama podría haber dado mucho más de sí. Contiene algunos puntos de apoyo muy interesantes que hubieran dado para un desarrollo mucho más extenso, me ha sabido a poco al final.

Como nota al margen comentar que empecé a leer el libro en papel y lo terminé en mi recién adquirido Kindle (ya os hablaré de este tema en otro post).

Por cierto, el siguiente libro en mi cola de lectura es Todo va a cambiar, de Enrique Dans, doy un pequeño salto desde la novela a la divulgación. Ya os contaré.

El vencedor está solo. Paulo Coelho

El vencedor está soloComo os contaba, “El vencedor está solo“, de Paulo Coelho es el libro que escogí como mi primera compra en Circulo de Lectores. No tenía referencias del libro, pero de entre la corta selección que el agente de Circulo de Lectores me ofrecía era el que más me apetecía; he de reconocer que única y exclusivamente por el nombre del autor.

Se trata de una novela de intriga ambientada en Cannes durante la celebración del festival de cine. Igor, un millonario ruso, con un turbio pasado militar en Afganistan, viaja a la ciudad con el objetivo de recuperar a su ex mujer que le abandonó para iniciar una relación con un famoso modisto árabe.

La novela está bien escrita, Paulo Coelho, efectivamente domina el lenguaje. La calidad de su prosa es buena, no preciosista, pero si buena; pero la trama no me atrapó. El reclamo de ambientar la novela en el exclusivo ambiente de Cannes durante la celebración del festival de cine, pues que queréis que os diga, no me dice nada. Paulo lo utiliza para sostener el concepto de “Superclase” refiriéndose a la fauna típica de estos eventos: productores de cine, modistos, diseñadores, modelos, aspirantes a modelos, actrices, aspirantes a actrices; y el resto de variaciones sobre el mismo tema. Esa Superclase es la tela sobre la que Paulo pretende “bordar” su trama de intriga, pero las puntadas no le han quedado finas y, al menos yo, he percibido una falta de sintonía entre el ambiente y la trama que me ha hecho sentir a veces que el ambiente no aportaba, o que la trama no era consistente.

Al terminar el libro me he quedado con una cierta sensación de desencanto, no, no me ha gustado. No es un mal libro, pero no ha sabido atraparme.

La parte positiva es que lo he leído, un libro más, mi objetivo de retomar el hábito de la lectura (de literatura) sigue avanzando y éste es  un paso más. Esa sensación de desencanto con la que me ha dejado este libro refuerza las ganas que ya tengo de coger el siguiente buscando resarcirme. Y el siguiente es “Siete casas en Francia” de Bernardo Atxaga. Mi segunda adquisición de Circulo de Lectores. También es una elección basada en el autor. Ya os contaré.